feedburner

Videos De Incesto Porno Entre Abuelas y Nietos.

17 abril, 2016 - 1.893 visitas

Follo a mi abuela a lo perrito - - Abuelas y Nietos

Ella no se lo esperaba para nada, pero llevaba tanto tiempo sin mojar el churro, que necesitaba hacerlo con la primera mujer que pillase. Y como mi abuela era la que más cerca tenía, no dudé en montármelo con ella, poniéndola a cuatro patas y penetrando su arrugado coño, mientras la vieja no paraba de gemir.
1 abril, 2016 - 4.822 visitas

No te preocupes y correte dentro - - Abuelas y Nietos

Me encantan las visitas que me hace mi nieto, ya que es de los pocos que se dignan a verme y además, siempre se muestra muy cariñoso. Como recompensa, empecé a acariciarle de un modo muy lascivo, para darle a entender que quería sexo y cuando al fin logré convencerle, me metió una follada brutal. En un momento dado, le dejé que se corriese dentro, ya que a mi edad no corro riesgos de quedarme embarazada y a él le encanta.
17 marzo, 2016 - 4.006 visitas

El trío con mis nietos fue inolvidable - - Abuelas y Nietos

Tras quedarme viuda, pensé que nunca más volvería a disfrutar del sexo al menos una vez. Pero tengo la suerte de tener unos nietos muy buenos, que solo quieren mi felicidad. Así que ambos vienen de visita hoy a mi casa y nos montamos un trío, donde mi nieta usa su arnés para darle gusto a mi gordo coño, mientras le doy besitos a mi nieto.
13 marzo, 2016 - 4.332 visitas

Que gran día pasé con mi abuela - - Abuelas y Nietos

Aunque es viuda, mi abuela ha sabido llevarlo bien y ahora, disfruta de la vida a tope. Hoy me invita a su casa, para disfrutar de la piscina y su compañía. Pero la vieja tiene unas armas de seducción muy grandes y, sin darme cuenta, logró convencerme para tener sexo juntos. Comenzamos en la terraza, pero pronto pasamos a casa, donde pude probar su coño arrugado con mi rabo.
2 marzo, 2016 - 5.990 visitas

Tengo a mi nieto cachondo perdido - - Abuelas y Nietos

Reconozco que, para la edad que tengo, me he conservado muy bien. Desde hace unos años estoy viuda y, aunque hecho de menos a mi marido, estar sola me permite tener cierta tranquilidad y por eso, quizás no me estreso tanto y me mantengo en forma. De hecho, estoy de tan buen ver, que tengo a uno de mis nietos babeando por mí, tanto que un día, no pude evitar ofrecerle mi coño y mis tetazas naturales, para que las probase en una follada casera que fue un gustazo.